jueves, febrero 28

Novecento...






Los principios del 1900 y finales del XlX, son mis siglos preferidos de inspiración ...será porque nací en este lugar?
Palacio de Arruabarrena
, queda en Concordia, Entre Ríos. Allí viví hasta los cuatro , cinco años. Mis papás estaban de caseros. Nosotros vivíamos en la parte de atrás del Palacio, aunque no recuerdo casi nada, dicen que son las tempranas experiencias en nuestra vida, las que aportan fuertes e inexorables influencias sobre uno.

Brevísima historia del lugar:
Esta edificación palaciega construida al más puro estilo francés, fue edificada en 1919 por la familia que le dio el nombre, una de las más tradicionales de la zona. Desde 1984 fue destinado por el municipio para sede del Museo Regional Municipal.


7 comentarios:

yolanda dijo...

¡pedazo de palacio! (el nombre parece vasco) Un sitio muy bonito para nacer. La foto nocturna es muy bonita.

bett/ dijo...

que bonito palacio Lau, y q bonitos primeros años allí..... coincido que esa época es alucinante!!! besitos buen findeeeee

Laura dijo...

Gracias damas!!! ja, ja

Las fotos de día las sacó mi cuñado, la de noche mi marido y la que se ve la parte de atrás yo.

Si parece ser un emigrante vasco, seguramente...serái el padre del que mandó a construir semejante casita!

Mis hermanas que son mayores que yo y mis padres tienen recuerdos muchos más frondosos que los míos, por supuesto. Los mío son como un álbum fotográfico. Los más nítidos son un cumpleaños que se bailaba arroz con leche, la farolera, todo eso...me acuerdo corriendo por una de las escaleras con un revolver de juguete y cunado mi papá me enseño a andar en bici, ah y las hortensias!!!! había plantas gigantes.

Fede dijo...

Que bueno habe pasado esos años que marcan cerca de tan tremendo palacio,
cuanta vida tiene tus palabras!

beso.

aitana dijo...

me ha encantado ver tus links. Bonita selección de cosas bonitas.

ninona dijo...

Laura:
Que maravilla haber nacido en un palacio semejante, es algo mágico, la pena es no poder continuar viviendo en él.
Todo lo que está tocado por cualquier estilo francés es soberbio. Su arquitectura neoclásica es fascinante. Como decimos por aquí: es divina de la muerte. Y además me ha encantado conocer tu historia: cuando un edificio tiene un fondo humano, es muchísimo más interesante.
Hasta pronto.

Un beso.

Mimi dijo...

Lau!!! No puedo creer que hayas vivido ahí!!! Fuí a Concordia una sola vez, cuando mi marido (en ese entonces mi novio) trabajaba en la ciudad. Siempre me hablaba del Palacio, y fuímos a verlo. Estuvimos como una hora mirando desde afuera, dejando volar la imaginación. Voy a guardar esas fotos!!!!!!!!!!!!!!